Icons of Evolution; las polillas moteadas

Por Felipe Aizpún

Recientemente comentábamos en estas páginas el décimo aniversario de la publicación del libro de Jonathan Wells “Icons of Evolution”. Un asiduo visitante a estas páginas se lamentaba de que este libro no se hubiese publicado en español por lo que fieles al espíritu y la misión de este blog vamos a ir desgranando en sucesivos comentarios lo esencial del libro de Wells, que no es otra cosa que poner de manifiesto de qué forma, durante décadas, se han estado utilizando de forma inadecuada, si no fraudulenta, determinadas observaciones de la Naturaleza como soporte justificativo de una teoría cuya consistencia científica deja mucho que desear.

El caso de la polillas moteadas (Biston betularia) es un ejemplo emblemático de ello. Hoy día en muchos ámbitos se sigue proclamando este caso como un ejemplo paradigmático de evolución por selección natural. La historia viene a recoger el caso observado en la segunda mitad del siglo XIX por parte de los naturalistas ingleses de la aparente generalización de las polillas moteadas de color gris oscuro en detrimento de las polillas de color gris claro en los hábitats próximos a las ciudades industriales inglesas (mecanismo industrial). Veamos por ejemplo, la relación de hechos que podemos encontrar en una página web cualquiera al respecto:

Este cambio en la coloración de las polillas ocurrió al mismo tiempo que el carbón se convertía en el combustible para plantas eléctricas más importante de Inglaterra. El carbón no es una fuente de energía muy limpia, y la quema de grandes cantidades llenó de hollín al aire de Londres y otras ciudades industriales. El hollín se asentó sobre la tierra, edificios y hasta troncos de los árboles. Los troncos de los árboles pasaron de ser gris claro a ser gris oscuro. Las polillas moteadas son muy activas durante la noche, pero dependen durante el día de lugares donde poder camuflajearse a fin de evitar predadores. Las polillas de color gris claro ya no quedaban bien camuflajeadas sobre los troncos oscurecidos. Debido a que sus predadores eran capaces de ver más facilmente las polillas gris claro, las polillas gris oscuro eran las que tenían mayor chance de sobrevivir y reproducirse. Eventualmente, las polillas que predominaban en la zona industrial de Inglaterra eran las de color gris oscuro, y las polillas de color gris claro predominaban en las regiones no industrializadas (en donde los troncos de los árboles aún eran de color claro).

Varios estudios científicos han probado la hipótesis de que la coloración de las polillas moteadas se debío a una selección natural. Por ejemplo, un científico llamado Kettlewell crió ambas variedades de polillas, y las identificó para poder encontrarlas nuevamente. Luego liberó cierta cantidad de cada una de las variedades en una región en donde la contaminación era elevada, y otras en una región de poca contaminación. Tiempo después, Kettlewell fue a recapturar tantas polillas como pudo, en cada una de las áreas en donde las había dejado. Descubrió que una mayor cantidad de polillas gris oscuro habían sobrevivido bajo el hollín que cubría la zona contaminada, y mayor cantidad polillas de color gris claro sobrevivieron donde los troncos de los árboles habían permanecido color claro. Esto sustentó la hipótesis de que el cambio de color de las polillas era resultante de una selección natural.

El trabajo de Kettlewell se hizo enormemente popular a mediados del pasado siglo XX y se acogió en los libros de texto de forma generalizada acompañado de algunas célebres fotografías de polillas de distinta tonalidad sobre diferentes árboles, unos de corteza clara, otros oscurecidos por la polución. En cada caso, bien las polillas claras, bien las oscuras, quedaban camufladas perfectamente sobre el fondo del árbol resaltando las otras en marcado contraste. Supuestamente los trabajos del naturalista inglés representaban un hallazgo científico sin parangón: por primera vez, las teorías de Darwin sobre la selección natural se habían podido verificar actuando en vivo en la Naturaleza. El título de su artículo publicado en Scientific American no podía ser más expresivo,“Darwin´s missing evidence.”

Pero pronto surgieron los problemas. El hallazgo desencadenó una gran cantidad de observaciones y verificaciones, y las polillas del Reino Unido fueron sometidas a la curiosidad y el escrutinio de los naturalistas británicos por todas las latitudes del país. Sorprendentemente los resultados de las observaciones parecían dejar en evidencia el rigor y la seriedad de los experimentos de Kettlewell. Recuentos de polillas en Birmingham, Manchester, Gales y otras áreas más del Reino Unido durante la década de los 70 y los 80 llevaron a los investigadores a comprender que las conclusiones de Kettlewell reflejaban muy dudosamente la realidad ya que la presencia de mayoría de polillas de una u otra tonalidad no parecía seguir ningún patrón correlativo con el grado de polución y oscurecimiento de los árboles de las respectivas zonas.

Pero una observación generalizada adicional resultó de gran importancia: las polillas no tenían por costumbre posarse en la corteza de los árboles en la forma en que se mostraba en las célebres fotografías que acompañaron durante décadas las tesis de Kettlewell. El convencimiento de que muchas fotografías y documentales se apoyaban en la manipulación de polillas para buscar el efecto visual deseado se generalizó entre la comunidad científica. En algunos casos la manipulación fue incluso reconocida por su autor.

A partir de ese momento el escepticismo se generalizó. Algunos naturalistas opinaban que el fenómeno del melanismo industrial observado en las polillas podría haberse debido a un caso de inducción directa por agentes contaminantes en el ambiente. Otros sin embargo, mantuvieron, a pesar de reconocer lo inadecuado de las explicaciones de Kettlewell, que nos encontrábamos ante un caso de selección natural, en el que el camuflaje y los pájaros depredadores seguirían siendo los protagonistas, si bien por causas y mecanismos desconocidos.

Sea como fuere, lo único cierto es que la evidencia científica inatacable de haber observado en la Naturaleza un caso de selección natural resulta hoy día, por lo que a las polillas moteadas se refiere, insostenible. Por otra parte es preciso recordar que, aún en el caso de que pudiera verificarse la capacidad de la selección natural para actuar sobre variedades previamente existentes (la Biston betularia presenta como expresiones fenotípicas habituales, diferentes tonalidades de gris) nunca podría un evento de tal naturaleza explicar la emergencia de novedades morfológicas.

El conspicuo neo-darwinista Jerry Coyne, prestigioso biólogo evolucionista de la Universidad de Chicago, estudió el asunto en profundidad y comprendió lo inconsistente de los trabajos de Kettlewell y seguidores. En 1998 escribió un artículo en la revista Nature reconociendo la falta de prudencia científica de tales experimentos y conclusiones. El hecho de haberse dado cuenta de que el mito de las polillas moteadas representaba falsamente la realidad le llevó a decir que al conocer la verdad se sintió tan frustrado como el día en que fue informado de que los regalos de Papa Noel eran comprados por los padres.

21 Respuestas para Icons of Evolution; las polillas moteadas

  1. El día en que en las escuelas de primaria y secundaria se enseñe, a la par que evolucionismo, el difamado diseño inteligente, los darwinistas estarán condenados a la extinción.
    Por eso es que esos faroleros han mentido, mienten y seguirán mintiendo con cosas como las polillas, los embriones de Haeckel, los experimentos de Miller, etc. Y las nuevas pruebas del color de los ratones del desierto, la resistencia de las bacterias a los antibióticos, de insectos a los pesticidas (mas las imbecilidades adicionales que recolecta A.Maturana de las páginas de darwinistas) no sustituyen nada bien las fantasías de los ateos.
    Feliz año nuevo

  2. A quien le interese, los errores y tergiversaciones cometidos por Wells en su libro en relación al caso de Biston betularia y otros ‘iconos’ son confrontados en detalle con la evidencia aquí.

    Considerando que este miembro de la secta Moon y del Discovery Institute juró dedicar su vida a la destrucción del “darwinismo”, hasta ahora no parece haber hecho un buen trabajo.

  3. Felipe y demás gente inteligente:
    Si miras el tomo 1 de Prometheus, texto y atlas de anatomia, Schúnke et al, pag 2 verás otro de los iconos de la evolución: los embriones de Haeckel.
    Nada extraño, pero lo que es extraordinario es que esto lo publicó la Editorial médica panamericana en el 2007.
    Es necesario que la inteligencia entre también en las facultades de medicina a fin de no envenenar con estupideces las cabezas de los médicos que nos curan.

  4. juanA

    en efecto, el fraude cometido con los dibujos de los embriones de Haeckel es otro de los iconos del evolucionismo denunciados por Wells

  5. Nueva confirmación de la sintesis neo-darwinista expandida (no lo dice pero eso es lo que suelen hacer todas esas declaraciones) que acabo de leer en el diario El País (de España) de hoy, pág 34.
    El genoma de la fresa ha sido secuenciado confirmando inequívocamente una vez más todas las predicciones de la genética (relojes moleculares incluídos): el ADN de la fresa consta de unos 35.000 genes, el 150% de los que tenemos los humanos. Aprovechando ese conocimiento quieren sacarle rentabilidad mejorandole su sabor y resistencia.

    Esto, lo único que confirma es la ley de oro del neo-darwinismo: cualquier cosa o su contraria ratifica la evolución y deconfirma a los pendejos creacionistas.
    Y además atrae fondos públicos (la mayoría de ellos de los huevones éstos) y privados (de multinacionales agro-alimentarias) porque lo que se necesita más que nada en este mundo es que haya darwinistas mejorando los sabores de los alimentos y recogiendo señales de inteligencia desde el espacio exterior y cosas demenciales así.
    (Bueno, quizás es que esa información se deba a una bromita que han puesto para alegrar el día de los santos inocentes, y mañana lo aclaren).
    Saludos a los que hacen ciencia inteligente sin subvenciones públicas

  6. juanA:

    La imagen del texto de anatomía a la que haces referencia no corresponde a la tristemente célebre imagen de los embriones de Haeckle, si no a una versión actualizada en la cual, a diferencia del dibujo original, no aparecen exageradas las similitudes en los estados embrionarios ni se omiten las diferencias. Puedes verificar lo anterior por ti mismo:

    El dibujo original de Haeckel

    Shuenke, M.; Thieme Atlas of Anatomy, p2

    El carácter fraudulento de los dibujos de Haeckel fue hecho notar por otros científicos casi desde el momento en que fueron publicados, a finales del siglo XIX, de manera que Wells no está desenmascarando nada que no haya sido reconocido por la comunidad científica desde hace más de un siglo. Lo anterior no quita que algunos textos de divulgación científica poco rigurosos todavía usen esta ilustración de vez en cuando (aunque se ve más a menudo en fuentes creacionistas), pero éste no es el caso con el texto de Shuenke, del cual cito a continuación el texto que acompaña a la figura:

    B Diferentes estadios en el desarrollo embrionario de los vertebrados

    Las etapas tempranas del desarrollo (fila superior) de peces, anfibios, reptiles, aves y mamíferos (representados por humanos) presentan una serie de notorias similitudes que sugieren un origen evolutivo común. Una característica en común particularmente notable es el conjunto de arcos branquiales o faríngeos en las regiones embrionarias que se desarrollarán en la cabeza y el cuello. Aunque alguna vez se pensó que el embrión en desarrollo de un vertebrado específico mostraría secuencialmente características de organismos representando cada paso previo en su evolución (“la ontogenia recapitula la filogenia”, la “ley biogenética” de Ernst Haeckel [1834 – 1919]), trabajos posteriores han mostrado que los vertebrados comparten componentes embrionicos comunes que han sido adaptados para producir estructuras a veces similares (aletas y extremidades) y a veces radicalmente diferentes (agallas versus cartílagos del cuello

    Con qué otro “icono” van a salir después, el Hombre de Piltdown? empiezo a pensar que el libro de Wells no es más que una versión glorificada de esto.

  7. Roberto

    Permíteme un extracto del propio trabajo que tú citas en torno a las conclusiones de Majerus sobre el asunto de las polillas moteadas:

    To end, may I put on record to you, that my view is that the rise and fall of the carbonaria form of the peppered moth has resulted from changes in the environments in which this moth lives. These changes have come about as a result on changes in pollution levels which have altered the relative crysis of the forms of this moth. The main, if not the only selective factor that has lead to changes in the frequencies of the forms over time is differential bird predation. The case of melanism in the peppered moth IS ONE OF THE BEST EXAMPLES OF EVOLUTION IN ACTION BY DARWIN’S PROCESS OF NATURAL SELECTION that we have. In general it is based on good science and it is sound. (las mayúsculas vienen resaltadas en el original)

    El fraude consiste principalmente en confundir al público presentando como evidencia de hecho evolutivo un episodio que, como mucho, sólo podría, de ser cierto, presentarse como una muestra de cambio en la proporción de alelos en una población. ESO NO ES EVOLUCIÓN. Evolución es la aparición de formas novedosas, de estructuras biológicas funcionales anteriormente inexistentes, aumento de complejidad, aparición inexplicada de información biológica prescriptita. En el caso de las polillas ni siquiera se observa una variedad novedosa fruto de alguna mutación fortuita. Simplemente no hay ningún evento de naturaleza evolutiva. Ni siquiera hay aumento de diversidad por especiación. No hay nada de nada.

  8. Felipe:

    La teoría de la evolución hace predicciones de corto plazo y en consecuencia observables, como el caso del melanismo industrial observado en Bistula betularia; y predicciones de largo plazo que, si bien su ocurrencia es prácticamente imposible de observar directamente debido a las escalas de tiempo involucradas, pueden ser confrontadas con la evidencia proporcionada por fuentes independientes tales como el registro fósil, la estratigrafía, la tectónica de placas o la biología molecular, por nombrar algunas. Hasta ahora, las evidencias se ajustan favorablemente a lo predicho por la teoría tanto en el corto como en el largo plazo.

    Lo que tú estás haciendo en tu último comentario es recortar la definición de la teoría para que se ajuste únicamente a sus predicciones de largo plazo y, por si fuera poco, estás demandando poder observar dichas predicciones en el corto plazo lo cual, en virtud de lo que explique más arriba, no tiene sentido y es más cercano a un argumento del tipo ‘god of the gaps’. Por qué no se escucha a los promotores del DI hacer el mismo tipo de exigencias acerca de, por ejemplo, la deriva continental?

    El hecho de que las predicciones a largo plazo del gradualismo no puedan ser observadas directamente no significa que no puedan ser falsadas. Como ya he dicho en otras discusiones, una manera de falsar estas predicciones sería encontrando una novedad biológica tan radical y acontecida en un lapso de tiempo tan corto que fuera biológica o físicamente imposible de explicar en términos gradualistas (algo así como el “conejo en el Cámbrico” de J.B.S. Haldane).

  9. Roberto,

    La teoría de la evolución no hace predicciones. Ni a corto ni a largo plazo. No las hace por una cuestión esencial y de concepto: el azar no es previsible. El evolucionismo darvinista está basado en la aparición de novedades por mutaciones fortuitas no orientadas adaptativamente; luego no puede predecirse nada de nada por principio.
    Participas de un error metodológico tremendo al confundir el método científico con la capacidad de hacer predicciones.
    El evolucionismo es una disciplina histórica, se rige por el método abductivo. Consiste en buscar la causa más razonable para explicar en el pasado un dato que observamos en la Naturaleza. Por ejemplo, observamos grandes discontinuidades en la Naturaleza. Además observamos las mismas discontinuidades en el registro fósil que nos muestra apariciones súbitas de especies y luego largos periodos de estasis. (¿Hasta aquí de acuerdo?
    La labor del científico consiste en proponer la explicación más razonable para estos datos.
    Si alguien me sugiere que la explicación más razonable de estos datos es una evolución lenta e imperceptiblemente gradualista siento que me están tomando el pelo o que el que me lo dice está bromeando o es un inconsciente, o que simplemente me están queriendo manipular.

  10. Sí, Felipe, estás muy justificado cuando consideras que te están tomando el pelo (o es una inocentada fuera de día). Pero yo voy a ir aun más allá. Aunque aparecieran los fósiles intermedios en cadena ininterrumpida (tambien de las partes blandas), aunque no hubiera explosiones cámbricas, es decir que los hechos medio que corroboraran la hipótesis evolucionista, aun así -digo- siento que me toma el pelo quien me habla de evolución al azar.
    Si alguien me viene diciendo que le ha tocado la lotería en el 50% de los sorteos durante los últimos años yo hago números y concluyo: “tu estás lavando dinero mal habido”. Neo-darwinistas: vuestra fe en un azar dando en la diana millones de veces a lo largo de millones de años es un auto engaño que tiene causas sociológicas, psicológicas o aun psiquiátricas. O quizás sea simplemente
    una especie de ingratitud hacia el ser inteligente que nos dotó de libre albedrío.

    La evolución es algo que no debería enseñarse en clase de ciencia, más bien en clases de historia de las religiones modernas, junto a la New Age o fanatismo futbolero.

  11. Felipe:

    La teoría de la evolución no hace predicciones. Ni a corto ni a largo plazo. No las hace por una cuestión esencial y de concepto: el azar no es previsible.

    Si lo que dices fuera cierto, entonces consecuentemente tendrías que declarar que tampoco tienen poder predictivo la climatología, la geología, la astronomía, la mecánica de fluidos, la física cuántica y en general cualquier disciplina en la que el estado futuro del sistema será más incierto cuanto más sensible sea a las condiciones iniciales o factores externos.

    Del mismo modo en que la meteorología puede predecir si acaso mañana lloverá sin tener que conocer el itinerario seguido por cada gota de agua o molécula de oxígeno; y la cosmología puede inferir el destino final del universo sin conocer la ubicación exacta de cada cuerpo celeste, la teoría de la evolución puede hacer predicciones generales acerca del futuro de las especies vivas tales como que un patógeno expuesto en forma prolongada a antibióticos o un insecto expuesto a pesticidas eventualmente desarrollará resistencia, o incluso predicciones más aventuradas (aunque convengamos que falsables a muy largo plazo) como que los pingüinos podrían seguir en el futuro un camino evolutivo similar al que de acuerdo al registro fósil siguieron los cetáceos. En todos estos casos, el hecho de no conocer exactamente el estado final o el itinerario seguido para alcanzarlo no invalida la predicción.

    El evolucionismo es una disciplina histórica, se rige por el método abductivo.

    Como bien debes saber, la distinción entre ciencias históricas y ciencias operacionales es completamente arbitraria y sólo aparece en la literatura creacionista. Y la evolución no es más abductiva que cualquier otra teoría que haga predicciones o retrodicciones falsables y sea apoyada por un gran número de predicciones correctas, de manera que vuelve a surgir la pregunta de por qué aparentemente tus objeciones apuntan únicamente a la evolución.

    Por ejemplo, observamos grandes discontinuidades en la Naturaleza.

    No tan grandes como las que uno esperaría si cada organismo estuviera diseñado para un nicho ecológico específico, o al menos perfeccionado intencionalmente a partir de diseños previos. Pero si la clase de discontinuidad que uno esperaría en organismos que divergieron a partir de un ancestro común hace cientos de miles o millones de años. Esto podría quedar más claro aquí.

    Además observamos las mismas discontinuidades en el registro fósil que nos muestra apariciones súbitas de especies y luego largos periodos de estasis. (¿Hasta aquí de acuerdo?

    No del todo. En realidad el registro fósil presenta al menos dos tipos de discontinuidad: una temporal, asociada a los procesos de formación de roca y que no guarda ninguna relación con la historia biológica de los organismos preservados; y otra morfológica, que sí es del mismo tipo que la “discontinuidad de la vida” (otro concepto creacionista) observada en los organismos actuales y en consecuencia debiera reflejar aspectos de su historia biológica.

    Y lo que consistentemente muestra el registro fósil es que la aparición de “estructuras biológicas funcionales anteriormente inexistentes, aumento de complejidad, aparición inexplicada de información biológica prescriptiva” es un proceso que ocurre en un lapso de al menos decenas de miles, cientos de miles o hasta millones de años, tal como se esperaría de un proceso evolutivo gradualista (un par de ejemplos, aquí).

    siento que me están tomando el pelo

    Tus sentimientos son muy respetables, pero en una discusión objetiva acerca de la validez de la evidencia científica a favor de la evolución no tienen ninguna relevancia. De todos modos, si lo que te preocupa es “no ser manipulado” o “que nadie me imponga prejuicios metafísicos ni que me obliguen a aceptar conclusiones preconcebidas”, pienso que las fuentes de indoctrinación quecon justa razón te preocupan podrían estar más cerca de lo que imaginas…

  12. Roberto,

    sólo puedo recomendarte la lectura del libro de Pigliucci y Muller “The Extended Synthesis”. Supone una revisión profunda del paradigma neo-darwinista por parte de un grupo numeroso de científicos nada afines a las ideas del DI. Entre las muchas cosas que creen imprescindible revisar está por supuesto el caracter gradualista del modelo. Reconocen la necesidad de olvidar interpretaciones forzadas de la evidencia para orientar la labor científica simplemente a preguntarse cómo ocurrió, aceptando la evidencia de un modelo no gradualista.
    Los defensores del DI no criticamos el modelo gradualista porque ello conviene a nuestros intereses. Es justamente al contrario: el hecho de que la evidencia nos informa de que el proceso no parece haber sido gradual sino en todo caso saltacional, junto con muchos otros datos que nos aporta la biología, es lo que desencadena intuiciones de causalidad inteligente.

  13. Felipe:

    La discontinuidad temporal y estratigráfica del registro fósil no nos da ninguna información acerca de la continuidad o discontinuidad de la historia biológica de los organismos que preserva. En consecuencia, es un error apelar a la discontinuidad del registro fósil como evidencia del saltacionismo o como refutación del gradualismo (“la ausencia de evidencia no es evidencia de ausencia”).

    Tal como explica el propio Pigliucci en esta publicación, la “Síntesis Extendida” no constituye un cambio de paradigma respecto a los fundamentos básicos de la teoría original de Darwin (selección natural y ascendencia común) o los conceptos más nuevos incorporados por la Síntesis Moderna (genética de poblaciones, etc.), sino que ,como su nombre lo indica, es una expansión de la teoría a la luz de nuevos conceptos y evidencias tales como el rol de la herencia epigenética o la plasticidad fenotípica.

    En la misma publicación (p. 225) Pigliucci plantea que si el rol de la plasticidad y otras formas de adaptación rápida al ambiente tanto a nivel externo como genético es mayor de lo que la síntesis moderna sugiere, entonces la evolución gradual por si sóla “no siempre” podrá explicar los cambios macroevolutivos observados a escala geológica. Cabe destacar que Pigliucci sostiene que es precisamente esta capacidad de reacción lo que torna fallidas las analogías entre los sistemas biológicos y el diseño humano.

    Lo relevante aquí me parece que son dos cosas:

    1. Si Pigliucci, Newman y otros investigadores están en lo correcto, esto significa que, contrario a lo que la síntesis moderna plantea, la evolución no siempre es gradual, y que al menos algunas adaptaciones evolutivas podrían ocurrir de forma tan abrupta que sólo podríamos calificarla como saltacionismo. Lo anterior no es contradictorio ni con la selección natural (que seguiría siendo el mecanismo por el que estas adaptaciones son fijadas en la población si son ventajosas), ni con la noción de ascendencia común, ni con la deriva genética, etc. Sería por lo tanto una expansión de la comprensión de los procesos naturales involucrados en la evolución.

    2. La inferencia de diseño sería aún menos válida como inferencia a la mejor explicación, pues ni siquiera el saltacionismo podría seguir siendo esgrimido como evidencia de intencionalidad.

  14. Roberto,

    1. Una vez más, la carga de la prueba debe recaer sobre quien hace la propuesta. No se trata de que yo deba demostrar que el gradualismo es inconsistente. Compete a quien propone un evolucionismo gradualista demostrar que existe base científica para ello. Desde luego el registro fósil no lo muestra. Las discontinuidades en la Naturaleza tampoco. La estasis de las especies en el tiempo tampoco., etc. Etc.
    2. Los artículos de la “Extended Synthesis” representan un desafío frontal al paradigma neo-darwinista aunque Pigliucci pretenda disfrazarlo de discrepancia no crítica. Lo que importa es lo que dicen los artículos que componen el libro, como por ejemplo el artículo de Jablonka y Lamb. En su día le dedicamos una atención pormenorizada al tema en nuestros comentarios en este blog del pasado mes de Agosto.
    3. El problema de cuando la evolución gradualista “no siempre” puede explicar los cambios macroevolutivos es que según el propio autor de la teoría, Charles Darwin, si un solo organismo no pudiera ser explicado por su teoría esta debería reputarse completamente falsa. Importante reflexión ¿no crees?
    4. El problema no es si la selección natural puede o no actuar sobre novedades biologicas aparecidas de forma saltacionista. El problema es que en una evolucion saltacionista la selección natural deja de ser el motor y la justificación del proceso. Es decir, la selección natural ya no explica el hecho evolutivo. Esto tambien lo sabia muy bien Darwin y por eso “exigió” que el carácter gradualista de su teoría fuese eje central del modelo ya que solo entonces se podría reivindicar que la selección natural y el azar bastan para desmontar la apariencia de diseño en la Naturaleza.
    5. El saltacionismo no es por sí solo evidencia de diseño. En realidad el saltacionismo en sí no es un mecanismo alternativo, es una característica de un proceso del que necesitamos conocer el mecanismo exacto.

  15. Felipe:

    1. La discontinuidad geológica del registro fósil no dice nada sobre el gradualismo. La “discontinuidad de la vida” pasada y presente exhibe la tendencia esperable si los seres vivos hubieran evolucionado a partir de un ancestro común; y no la esperable de la intervención de un diseñador. La estasis no contradice a la selección natural; la presión selectiva es función entre otras cosas de la estabilidad del nicho ecológico en que se desarrolla una determinada especie. Si un organismo se encuentra en un ‘máximo local’ dentro del ‘paisaje de fitness’ y las condiciones del entorno son estables, no hay presión selectiva para evolucionar.

    2 y 4. La selección natural sólo dejaría de cumplir un rol relevante si la presunta aparición abrupta de novedades biológicas fuera extremadamente frecuente, o si afectara simultáneamente a toda la población. Ni Pigliucci, ni Jablonka, ni Newman ni ningún otro investigador que yo conozca dice algo semejante, ni desconocen el rol de la selección natural para masificar en la población las novedades evolutivas ventajosas, así estas hayan aparecido de forma abrupta o no. Y como tampoco objetan la ascendencia común; entonces no se sostiene tu afirmación de que la posición de estos investigadores representa un cambio de paradigma.

    3. Estás cayendo en lo que se conoce como falsacionismo ingenuo (naive). Usando tu lógica, en vez de hipotetizar la existencia de Neptuno para explicar las discrepancias en la orbita de Urano, lo correcto hubiera sido apelar a un diseñador y abandonar la mecanica Newtoniana.

    5. OK.

  16. Roberto,

    1. Sigues confundiendo conceptos. Ancestro común y DI no son conceptos contradictorios. Behe es un proponente del DI que cree en un proceso evolutivo tipo “descent with modification”

    2. No se trata de si la estasis contradice o no la selección natural, lo que se trata es de que quienes proponen que la selección natural tiene la capacidad de hacer evolucionar a una bacteria hasta un organismo como una ballena nos den alguna prueba de que eso es posible.

    3. Te repito que fue el propio Darwin quien exigió que su teoría sólo fuese cierta en un escenario gradualista.

    Déjame transcribirte las palabras de Stuart Newman en la entrevista concedida a Suzan Mazur en el libro “The Altenberg 16 (pag 133)

    “: …because we know there are non-linear and what I call saltational mechanisms of embryonic development that could have contributed –and I´m virtually certain that they did- to evolution. It was Darwin who said that if any organ is shown to have formed not by small increments but by jumps, his theory would therefore be wrong.
    The people you refer to –instead of moving beyond and expanding Darwin´s ideas to include things like self-organization and bring other mechanisms into it- adhere to this Darwinian orthodoxy where everything has to be incremental. And when confronted with something very complex like the bacterial flagellum or the segmented vertebral column, they say that it had to have arisen in an incremental fashion.”

    Puedes llamarle cambio de paradigma o simplemente rectificación, o marcha atrás, o donde dije digo digo Diego…

  17. 1. Yo no digo que los conceptos de diseño inteligente y ancestro común sean contradictorios; sólo estoy haciendo notar que la “discontinuidad de la vida” tal como la muestra el registro fósil y los organismos actuales se ajusta mejor a un proceso de selección natural carente de planificación o propósito que a la acción de un diseñador: adaptaciones subóptimas, aumento progresivo de la diversidad, callejones sin salida evolutivos, adaptaciones antagónicas, ausencia de “memoria de largo plazo” en la reutilización de adaptaciones; ausencia de estructuras imposibles de ensamblar por procesos naturales, etcétera.

    2 y 3. El que tu idea de falsacionismo sea apoyada por un señor que murió veinte años antes de que naciera Popper no ayuda mucho a la defensa de tu punto de vista…

    En el fondo, la pregunta que haces en (2) sería si acaso las variaciones graduales producto de la selección natural y combinaciones de mutaciones al azar a partir de un ancestro común que vivió hace unos pocos miles de millones de años son lo suficientemente rápidas como para dar cuenta de la diversidad observada actualmente.

    Para efectos de la discusión, supongamos que no fuera suficiente y que Newman y otros investigadores tienen razón en todo lo que dicen; y efectivamente la “macroevolución” no es el producto exclusivo de variaciones graduales sino de “mecanismos saltacionales de desarrollo embrionario” asociados a la plasticidad fenotípica y otros fenómenos afines que ocasionan la aparición abrupta de novedades biológicas.

    Aparte de que nada de lo anterior es contradictorio con las nociones de ascendencia común o selección natural (que según estos mismos científicos seguiría siendo el mecanismo por el cual estas novedades se masifican dentro de la especie), qué tendría que ver el que el gradualismo no sea la explicación correcta con la validez de los postulados del diseño inteligente? la respuesta es bastante clara: absolutamente nada. Y pensar lo contrario no es más que apelar a la falacia del falso dilema, falacia que permea hasta el título de este blog…

  18. Roberto,
    en mi opinión la exigencia de Darwin de que todos los organismos, sin excepción, pudieran ser explicados según su modelo no es ni mucho menos un simple desliz metodológico. Tiene mucho que ver además con la cuestión posterior de hasta qué punto un modelo de evolución saltacional o un modelo gradualista tienen que ver con los postulados del DI. Es un asunto de gran importancia y creo que vale la pena dedicarle un artíiculo en los próximos días.

  19. ola ……
    una pregunta tengo un libro de ccnn del colegio y me preguntaros ke por ke las polillas de color oscuro se mantuvieron tan bajas en proporsiones durante muchos años
    agradezco su respuesta

    gracias….ECUADOR lunes 4 de junio del 2011

  20. Domenika,
    “Porqué” es una pregunta muy difícil de contestar en biología.
    De todas formas habría que concretar los datos que queremos explicar y verificar si realmente tenemos la información relevante.

Deje una respuesta

Leer entrada anterior
Feliz Navidad

Afrikaans: Gesëende Kersfees Arabic: Idah Saidan Wa Sanah Jadidah Brazilian: Boas Festas e Feliz Ano Novo Catalan: Bon Nadal i...

Cerrar