Máximo Sandín y la Nueva Biología

Por Felipe Aizpún

El profesor Máximo Sandín se ha retirado de la primera línea de la enseñanza. Después de treintaicinco años de trabajo en la Universidad Autónoma de Madrid, ha dado por concluida su etapa como enseñante de biología. Sandín ha sido en los últimos años la voz crítica que clamaba en el desierto que es este erial intelectual de nuestra España científica. Hombre de convicciones profundas y rotundas, ha venido reivindicando a través de sus libros y de sus artículos la necesidad de revisar profundamente el paradigma dominante en biología, o mejor dicho, de desecharlo sencillamente como un modelo perfectamente inútil; hasta el punto de que la edición española de wikipedia nos presenta las opiniones de Sandín como primer exponente del concepto “antidarwinismo”:

Máximo Sandín rechaza vehementemente la teoría darwinista en cualquiera de sus versiones. Para Sandín, la vida es un fenómeno de la más alta complejidad. Eso no significa simplemente reconocer las intrincadas relaciones entre los numerosos elementos que componen a los organismos vivos, sino el hecho de que sólo se puede hablar de vida, en su forma más elemental, cuando todos estos elementos ya están en una interacción coordinada y produciendo la funcionalidad del sistema. No se trata de reconocer la vida como algo “complicado”, sino como un fenómeno complejo. Es lo mismo cuando Behe habla de enunciar el concepto de complejidad irreducible.

La complejidad implicada en el funcionamiento de la vida, hasta en las aparentemente más simples funciones como la codificación de una proteína por un gen choca con la simplicidad de las mutaciones lentas, graduales y al azar del darwinismo. Ningún científico que conozca el funcionamiento de la célula, las relaciones bioquímicas entre las moléculas de la vida y el enorme equilibrio entre las funciones celulares deja de impresionarse con la intrincada cadena de relaciones que hacen que la vida exista. Sandín ve en esto una contradicción entre los datos reales y la teoría que actualmente los intenta explicar. Los estudios avanzados de genética y los sorprendentes descubrimientos en el estudio del genoma de diversos seres vivos han ido revelando que el funcionamiento de los procesos biológicos involucra mucho más factores que una simple relación mecánica genproteína o genotipofenotipo, que caracterizan el concepto tradicional defendido por muchos biólogos. Para Sandín, el mecanismo fundamental de la evolución no es la mutación aleatoria ni la selección natural sino la integración de virus en genomas ya existentes. De acuerdo con las referencias de Sandín, las investigaciones de Radhey Gupta y William Ford Doolittle revelan que el conjunto de genes responsables de la transmisión de información genética y del metabolismo en las eucariontes tienen su origen en los organismos procariontes: arqueobacterias y eubacterias. Estos datos fueron obtenidos a través del secuenciamiento genético y la comparación de eucariontes y procariontes.

Sandín aboga por una revisión radical de las premisas del paradigma darwinista, a la luz de la evidencia científica, y en consecuencia por el desarrollo de una “nueva biología” que supere el paradigma actual.

Sandín ha inaugurado la página web: Tejiendo la Red de la Vida y en ella se apresura a aclarar que su antidarwinismo es, por encima de todo, una llamada positiva en favor de la biología y de la ciencia. El título de la misma recoge además un elemento esencial de su pensamiento, el papel de los virus como elementos esenciales en la configuración de los genomas de los organismos superiores a través de la incorporación de sus secuencias genéticas a los mismos. Estos genomas, a través de episodios de transferencia genética horizontal, duplicaciones, delecciones, inversiones, traslocaciones y distintos procedimientos de “construcción” quedan configurados como un todo complejo y no como un añadido de secuencias independientes y autónomas. Sandín aboga por un modelo evolutivo claramente saltacionista (de hecho sugiere el término transformación como más apropiado que evolución para describir el proceso de cambio) y propone la existencia de profundos cambios medioambientales como desencadenantes del proceso, justificando así que los eventos saltacionales no serían episodios fortuitos y aislados sino que dichos cambios ambientales facilitarían una emergencia generalizada de novedades biológicas capaces de justificar la consolidación de los ejemplares novedosos como especies sobrevivientes.

La página web de Sandín contiene sus artículos esenciales, así como nos ofrece mucha literatura seleccionada de diferentes autores que Sandín considera imprescindibles para una correcta comprensión del estado actual de las investigaciones en el campo de la biología evolutiva o que contiene los criterios interpretativos más adecuados de las mismas. Visitarla y pasearse por sus escritos, fáciles de seguir y no exentos de buen humor es una experiencia refrescante.

Me apresuro a aclarar que Sandín no es en absoluto un proponente del Diseño Inteligente ya que aboga por la teoría de la integración de sistemas complejos, es decir, fenómenos de auto-organización que tantas veces hemos criticado en estas páginas. En realidad sus trabajos y su enfoque son esencialmente científicos y se basan en la inconsistencia del darwinismo dominante para explicar la realidad. Además, abunda en la idea de que la hipótesis darwinista es desde su misma concepción una trama deudora de la ideología dominante en la Inglaterra victoriana y en especial de las ideas de Malthus (lucha por los recursos escasos) y de Spencer (la supervivencia del más apto). En definitiva y como gusta decir Sandín se trata de una propuesta deudora de la ideología dominante que es la ideología de los que dominan.

Sin embargo, muchas de los escritos científicos de Sandín nos han servido a algunos para afianzarnos en nuestra convicción en torno a las inferencias de diseño, lo que no es estrictamente culpa suya aunque resulte inevitable. Así por ejemplo, el papel de los virus como portadores en el tiempo de secuencias genéticas útiles o significativas para la conformación de los genomas de organismos superiores emergentes en un tiempo futuro (es decir, posterior en el tiempo aunque sea ya pasado para nosotros) sugiere la intuición de que los virus han sido en gran medida, y al margen de otras funciones medioambientales imprescindibles, “mensajeros” de vida. Para Sandín, por ejemplo, las secuencias genéticas de origen vírico constituirían la clave para completar el enigma de la conformación de los organismos eucariotas y, por lo tanto, serían piezas claves para explicar el origen de los organismos pluricelulares y de todos los seres complejos actualmente existentes. Todo ello no puede sino despertar la intuición de que el proceso evolutivo es un proceso teleológico, encaminado desde el principio a un resultado de perfeccionamiento y consolidación de la complejidad de los organismos superiores y en definitiva a la aparición del ser humano (autoconciencia y racionalidad) en este planeta nuestro. Esto, repito, no lo dice Sandín; pero la lectura de sus trabajos estrictamente científicos, a mí al menos, me despierta inferencias inevitables de diseño.

15 Respuestas para Máximo Sandín y la Nueva Biología

  1. Felipe:

    Sinceramente antes que nada quisiera expresarte que este blog me ha sido de mucha utilidad. El tema del origen de la vida, la complejidad de ella, el diseño, la información, son estimulantes para seguir conociendo lo que nos rodea.
    En cuanto al artículo, me ha servido para examinar otros postulados como los de Sandín. Interesante su página web y artículos en ella publicados. Es cada día más evidente que el neo-darwinismo esta en crisis. Aunque a veces las voces que claman no sean del todo atendidas. De todas formas esto me confirma lo que decia Kuhn.
    Finalmente quisiera ya que estás mucho más al tanto de estos temas, que me recomendaras estudios, artículos, papers etc. que muestren experimentación que apoye el DI y si es posible en español. Ya que la mayoria de lo que he revisado es más bien artículos sobre defensa del DI o su explicación.
    Agradezco de antemano.

  2. Sandín es un caso interesante. Por un lado, reniega con razón del neodarwinismo. Defiende la integración de material genético de virus y bacterias, en la línea de Margulis y su defensa de la simbiosis de genomas.

    Pero lo que me desconcierta de Sandín es su ecologismo, para mi trasnochado.

  3. Rodrigo,
    disculpa la tardanza en contestar motivada a prolongados problemas técnicos.
    La misión de esta página es precisamente divulgar artículos, libros y videos en español sobre el DI. En nuestra página principal http://www.oiacdi.org puedes encontrar gran cantidad de material al respecto. Aparte de los libros en ella publicitados quizás el libro publicado en español màs importante sea el de Dembski publicado precisamente con el título “Diseño Inteligente”.
    De todas maneras es preciso entender que la existencia de una causalidad inteligente no es algo que pueda verificarse empíricamente sino que es algo que se infiere a partir de las observaciones y de la comprensión de que aquello que la ciencia nos enseña no se ajusta a las cosas que la causalidad estrictamente natural (las leyes físico-químicas) son capaces de justificar.

  4. Juanfran
    en efecto, Sandín parece a menudo desplegar una cierta carga ideológica “antisistema”. En cualquier caso creo que sus posiciones científicas no se ven condicionadas por ello y que se puede seguir su discurso perfectamente sin participar de dichas connotaciones ideològicas.

  5. Hola, muy interesante el artículo. Tuve como profesor en la universidad a Máximo Sandín y puedo decir que sus clases eran un espectáculo. Fue la primera voz antidarwinista que escuché en la universidad, y realmente nos abrió nuevos modelos de evolución diferentes al predominante en la literatura científica y escolar. Para Máximo la teoría darwiniana solo trata de justificar un modo de vida cómodo para ciertas partes de la sociedad, y quita peso al papel de la selección natural en el proceso evolutivo. Estoy de acuerdo con que la selección.n no es suficiente para explicar algunos fenómenos evolutivos como la explosión cámbrica, etc, y me encantan las teorías de Margulis y Gould, pero creo que no se debe eliminar o invalidar todo el neodarwinismo porque otros mecanismos sean también importantes en evolución.

  6. Manuel,
    el problema es que el neo-darwinismo pretende explicarlo TODO. Como dijo Darwin, si un solo organismo escapara a su capacidad explicativa entonces su teoría debería tenerse por falsa.

  7. Entiendo, pero una cosa es que la teoría original sirva para explicarlo todo, que en biología es especialmente dificil, y otra que determinados procesos los explique y otros no. Una de las partes que me parece inviable del neodarwinismo es que explique todos los fenomenos responsables de la biodiversidad por cambios al azar, sobre todo porque el neventa y mucho de las mutaciones son deleteras o letales, y por eso creo que es insuficiente que un error el la replicación del DNA acumulado a otro y a otro y así sucesivamente, sirva para explicar tanta variablilidad. OK, probablemente otros fenómenos génicos y genéticos como duplicaciones genicas, reorganizaciones, movimientos de transposones etc sean fuente de variabilidad junto a la recombinación meiótica. Pero una vez superado el motor del cambio evolutivo, hay que reconocer que diferentes factores pueden actuar, como la selección natural. Selección a nivel de individuo?, población? especie? dificil saberlo, ni si quiera el neodarwinismo se pone de acuerdo en si el camino evolutivo ocurre por especiación alopátrica de (modelo de Mayr) debido a la separación geográfica, y en parte aleatoria o a la adaptación lenta y progresiva a nichos ecológicos mediada por el ambiente. En cualquier caso, insuficiente para explicar toda la biodiversidad, pero no invalidado para aportar mecanismos

    1 saludo

  8. Manuel

    como sabrás, Michael Behe es uno de los más conspicuos representantes del movimiento DI. Para él, eso no es incompatible con creer que el evolucionismo y la descendencia de un ancestro común forman parte de la historia de la vida. Opina que los mecanismos darwinistas pueden justificar muchos de estos episodios de aumento de la diversidad. Pero que en ningún caso pueden justificar la emergemcia de la complejidad y organización de nuevas formas biológicas. Si queremos entender la vida en su totalidad, el darwinismo no parece ser la solución definitiva desde luego. El problema es que los darwinistas sí pretenden postularse como una solución definitiva.

  9. Yo creo que lo que los darwinistas ortodoxos sostienen es sobretodo el papel de la selección natural como mecanismo impulsor. Competencia, éxito, etc. (al margen del debate del gradualismo donde el que manda es el registro fósil). El otro día hablaba con un doctor en genética de corte dawkinista y me decía que al final lo que sus tesis defienden es que los cambios en los organismos solo se quedan impresos en el genotipo y en el fenotipo si dan ventajas reproductivas pasa quedar “seleccionadas” por mejores que los demás miembros de la población. Entonces creo que casi cualquier argumento puede verse rebatido con ideas como “esto da 1 ventaja selectiva y por eso aparecio”. De ahi el abuso del darwinismo

  10. Hola buenas! quería saludaros y felicitaros por el blog, me gusta mucho su diseño y como se expresan las ideas.

    Sólo quería dejar este comentario porque me he sentido en parte aludida por el párrafo final de este post, ya que he sido yo la que he tenido el orgullo de plasmar las ideas de Máximo Sandín en la página Web que presentáis y me siento parte muy activa de este proyecto que sigue en contrucción contínua.

    Lo que yo quería expresar es que en ningún momento, como buenos biólogos que somos, hemos querido implicarnos en el tema teológico, puesto que toda la página Web es un proyecto basado en datos empíricos de artículos publicados en la prensa científica mundial, y Máximo hace un esfuerzo por sintetizar esa información en pró de una Nueva Biología que tenga estos datos en cuenta y se deshaga de las viejas convicciones.

    Sin afán de ofender el Diseño Inteligente no está demostrado científicamente por ningún tipo de experimento ni publicación aceptada por la Comunidad Científica.

    Bueno gracias y un saludo!

  11. He quedado anonadado al ver que un biólogo se opone a la selección natural. Todo un acontecimiento. Me preguntaba si en esa Universidad es motivo de vergüenza o lo aceptan. Un caso excepcional. En cuanto al Diseño Inteligente trataré de leer algo para ver si hay algo más que creacionismo disfrazado y con religión apenas encubierta asomando detrás. Saludos

  12. Creo que el Dr. Maximo Sandin desmitifica a Darwin y descarta la evolucion darwiniana como erronea, cosa que muchos de nosotros o ya sabiamos o ya lo intuiamos. Los felicito por su valentia e investigacion cuidadosa.
    Pero aun esta pendiente resolver el tema del ORIGEN de la vida.
    Si la vida empezo por unidades basicas de bacterias dieron lugar a distintas celulas eucariotas y los virus se encargaron de los mecanismos de integracion cromosomica ¿quien planifico diseño este proceso? ¿quien creo y diseño las bacterias, los virus las celulas? ¿Cual es el ORIGEN de la vida?
    ¿Cual es el ORIGEN del universo y sus leyes?
    1.Todo lo que inicia una existencia tiene una causa
    2. El universo y la vida comenzo a existir
    3,.El universo y la vida tienen una causa
    ¿Cual es la causa?
    ¿Cual es el origen, el verdadero inicio, la verdadera causa primigenia de la vida?
    desde luego Darwin no nos dice cual es el ORIGEN de la vida, por mucho que haya titulado sus obras con esta palabra (El Origen de las especies, El Origen del hombre)
    Creo que la ciencia continua sin tener la respuesta. Maximo Sandin rconoce que la ciencia no lo explica todo..yo creo que muy poco casi nada.
    Deberemos hechar mano de la metafisica…o mejor, mejor echar mano de la Biblia. ¿por que no?
    (Lecturas recomendadas: Génesis 1:1; Génesis 2:7; Salmo 19:1; Salmo 104:24; Romanos 1:20; Salmo 90:2, Hebreos 3:4; Salmo 139:13,14; Efesios 3:9; Revelación 4:11)
    Algunos me han dicho: “No yo no quiero saber nada de Dios ni de la Biblia… soy CIENTIFICO”

  13. He conocido personalmente al dr. Máximo Sandín, no es un defensor del diseño inteligente, ni lejanamente (cosa que ya decís en el texto) Es un científico crítico con las ideas darwinistas, para lo cual usa cualquier razón lógica y cualquier sustento fáctico. Sin embargo, no es esa la razón por la que escribo. Alguien ha dicho que no está influido y no quiere dejarse influir por su juicio antisistema. Eso es negado por él mismo. Acepta que la ideología modifica nuestra visión de la ciencia y que, por lo tanto, debemos reconocer que nuestro juicio está afectado. La objetividad absoluta no es alcanzable y, por lo tanto, nuestro primer esfuerzo debe centrarse en reconocer qué influencias nos pueden condicionar.

    Un saludo,

    Ignacio

  14. Sandín no está solo, aunque haya sido perseguido en las facultades de biología controladas por los darwinistas fanáticos, ver mi libro “Darwinlandia” en google.

  15. No solo no está solo. La realidad es que las ideas que ha defendido durante décadas se están imponiendo poco a poco en la comunidad científica como la visión más acertada de la biología al menos en algunos aspectos cruciales como la complejidad de la formación de los genomas en los organismos superiores y el papel importante en los mismos de las secuencias de origen viral; este último, tan típico de Sandín es también por ejemplo un tema central en los trabajos de Eugene Koonin, uno de los científicos más citados en la actualidad.

Deje una respuesta